Viñedos

El Viñedo

Nuestra filosofía de viticultura se basa en el respeto a la identidad y personalidad de los suelos y en el uso de productos respetuosos con la tierra, reconocidos y aprobados en la cultura biológica.

A través de una profunda investigación de nuestras 150 hectáreas, de la climatología, la alimentación hídrica y el ciclo vegetativo de las viñas hemos clasificado 18 tipos de terruños distintos con los que trabajamos de forma dinámica. En ellos hay plantadas distintas variedades teniendo en cuenta sus características y adaptación con un total de 89% de Tinta del País, 5% de Cabernet Sauvignon, 4% de Malbec y 2% de Merlot .

El estudio también ha revelado que nuestros suelos se componen principalmente de arcilla, gravas, arenas y caliza, lo que produce vinos que sobresalen por la potencia que les confiere la arcilla, mientras que las gravas y arenas les proporcionan una delicada fineza, y la caliza hace que sean caldos profundos, muy ricos en matices.

Las Fincas

CarraRoa

Las gravas y el frescor de esta tierra producen uvas muy apropiadas para el aporte de fruta y vivacidad en los vinos. 

  • Extensión: 22 Hectareas, tiene 2 parcelas con diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo
  • Antiguedad: Plantada en 1991
  • Tipo de suelo: Colluvioso areno-guijoso calcáreo sobre gravas areno arcilloso calcáreo


La Vega del Conde

Este tipo de suelo se exprime mejor en los años secos, dando vinos con cuerpo gracias a la arcilla que contiene

  • Extensión: 15,5 Hectareas, Dividad en 3 parcelas con 3 diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo y Cabernet Sauvignon
  • Antiguedad: Plantada en 1991
  • Tipo de suelo: Calcosol areno-arcillo limoso sobre arenas compactas y areno–arcilloso con calizas muy compactas-arenas finas con ocres micáceos.


La María

Este tipo de suelos aporta una buena madurez tanto en años fríos como secos, con profundidad y complejidad en los vinos gracias a la caliza que contiene.
Su poco vigor y selección clonal produce racimos pequeños, muy buenos para la producción de vinos de alta calidad.

  • Extensión: 22 Hectareas, tiene 3 parcelas con diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo, Cabernet Sauvignon y Merlot
  • Antiguedad: Plantada en 1994
  • Tipo de suelo: Calcosol con gravas arenoso sobre arcillas calcáreas. Son suelos calientes con buen drenaje


Curillas

Las gravas y la humedad de esta tierra producen un vigor medio alto, sobre todo en años húmedos.

  • Extensión: 5 Hectareas, divida en 2 parcelas con diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo y Cabernet Sauvignon
  • Antiguedad: Plantada en 1991
  • Tipo de suelo: Calcisol areno-guijoso sobre gravas calcáreas.


El Frescal

La composición de estos suelos nos proporciona la uva ideal para producir vinos muy potentes, sobre todo en años cálidos. 

A diferencia de los suelos de gravas, en años excesivamente secos sus taninos son muy redondos y nada secantes.

  • Extensión: 13,5 Hectareas, tiene 4 subparcelas con diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo.
  • Antiguedad: Plantada en 1992
  • Tipo de suelo: Calcisol arcillo arenoso sobre cascajos limoso-arcillo-calcáreo compactos y arcillas pesadas muy compactas. 


El Membrillo

Este tipo de suelos produce uvas con fruta

  • Extensión: 7 Hectareas, tiene 3 subparcelas con diferentes tipos de suelo
  • Variedad de la uva: Tempranillo.
  • Antiguedad: Plantada en 1993
  • Tipo de suelo: Calcosol arenoso-arcillo-limoso colluvial humífero sobre gravas calizas.


Pozuelos

Cuando las condiciones climatológicas son buenas, da con mucha regularidad los vinos más potentes de la finca.  Produce vinos muy complejos y con mucha pureza.

  • Extensión: 20 Hectareas, divida en 2 subparcelas con diferentes suelos
  • Variedad de la uva: Tempranillo
  • Antiguedad: Plantada en 1993
  • Tipo de suelo: Calcisol arcillo-arenoso sobre bloques limo- calcáreo compactos y arcillas pesadas muy compactas


La Picona

La composición de estos suelos nos da uva para producir vinos muy potentes y elegantes.

  • Extensión: 23 Hectareas, tiene 5 subparcelas.
  • Variedad de la uva: Tempranillo y Malbec.
  • Antiguedad: Plantada en 1995
  • Tipo de suelo: Calcisol arcillo-arenoso sobre cascajos limo-arcillo calcáreo compactos y arcillas pesadas muy compactas. 


El Charcón

Las uvas producidas en esta parcela dan vinos francos y directos, con una estructura suficiente para crianzas

  • Extensión: 22 Hectareas, divida en 3 subparcelas con diferentes suelos
  • Variedad de la uva: Tempranillo
  • Antiguedad: Plantada en 1993
  • Tipo de suelo: Calcisol arcillo-arenoso con mucho fondo, sobre bloques calizos compactos y zonas ocres no calizas.


El Doncel de Mataperras

Entre las viñas, pinos, encinas y enebros del terreno, sobresale el viejo Doncel de Mataperras: un centenario pino con más de 4 metros de perímetro y una altura superior a 23 metros. 
El Doncel de Mataperras ha sobrevivido a siglos de historia, convertido ahora en símbolo de nuestra bodega.